viernes, 13 de mayo de 2016

Ferias 4.0


Ferias 4.0: diseñando el futuro

Ander Sarratea
Gerente de Ficoba



El concepto 4.0 está en boga. Principalmente se le relaciona con el mundo industrial como sinónimo de industria inteligente. Una nueva estructura industrial con un gran potencial de transformación de los sistemas de producción tal y como hoy los conocemos, que se apoya en el denominado Internet of Things (IoT) y que nos sitúa en los prolegómenos de una cuarta revolución industrial.

Sin embargo, no solo el entorno industrial es susceptible de beneficiarse de las posibilidades de la nueva realidad digital. En Ficoba estamos haciendo un ejercicio para identificar tendencias y estrategias dentro de ese universo 4.0, que todavía se está definiendo, para aplicarlas al sector ferial y ofrecer nuevas posibilidades y experiencias a nuestros públicos objetivos (expositores, visitantes y organizadores de evento) y potenciar las relaciones entre ellos.

Las aplicaciones móviles y el Internet de las Cosas, la capacidad de obtener datos de manera exponencial y analizarlos, van a transformar progresivamente la relación de visitantes y expositores con el propio evento y también con la infraestructura en la que se desarrolla. Las aplicaciones móviles van a proporcionar libertad y empoderamiento a visitantes y expositores que serán quienes planifiquen libremente y on-line sus encuentros físicos. A través del IoT los visitantes podrán interactuar con la propia infraestructura ferial. Hoy ya están disponibles aplicaciones que permiten, por ejemplo, conocer los gustos musicales de los visitantes a través de los datos que proporcionan sus dispositivos móviles, de tal forma que tras analizar esos datos se puede planificar un determinado tipo de música en el hilo musical acorde con los gustos de la mayoría de los visitantes. Pequeñas novedades, que pueden parecer anecdóticas, pero que van a transformar la experiencia de los usuarios de nuestros recintos, multiplicando las propuestas de ofertas y servicios.

Pero también va a cambiar el propio negocio ferial. El potencial de la conectividad nos va a dar acceso a multitud de datos en tiempo real. Sabremos cómo se produce el movimiento de los visitantes en nuestras instalaciones, su perfil, sus preferencias… Podremos poner a disposición de organizadores y expositores información muy valiosa que les permitirá adecuar su oferta a los gustos y necesidades del visitante. Este acceso a una cada vez mayor cantidad de información y la capacidad de analizarla para tomar decisiones nos sitúa ante un contexto en el que la flexibilidad se va a convertir en un valor añadido.


No deja de ser curioso que la aparición de Internet, que fue vista como una amenaza para el sector ferial, se vaya a convertir en uno de sus aliados más valioso. Es nuestra responsabilidad sacar el máximo partido, optimizar las soluciones que pone a nuestra disposición el Internet de las Cosas para que el sector ferial evolucione y se sume también a la transformación global de la economía que ya está en marcha.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada